• Alix

Baby Amsterdam de Little Lizard King





Estoy muy contenta de poder traeros otra colaboración con la marca Little Lizard King. Llevo ya confeccionados unos cuantos patrones infantiles de diferentes marcas y puedo afirmar ahora, con conocimiento de causa, que estos son mis favoritos. No sólo por lo bonitos que son, sino por la variedad que te ofrece el mismo patrón y lo bien explicados que están (no hace falta ni saber mucho inglés), son prácticamente manuales didácticos. Y os prometo que los he cosido sin que me paguen, ja ja.


En esta ocasión, se trata del Baby Amsterdam, patrón que ofrece varias versiones para tallas desde recién nacido a 4 años. Para tallas más avanzadas, tenéis el Amsterdam (a secas, para tallas de 12m a 14a), pero yo he cosido el primero.






Para que veáis un ejemplo de lo que os decía antes sobre lo didáctico que es, os muestro esto: la tapeta de la entrepierna. Yo lo hacía de otra manera y nunca me quedaba tan pulido. ¡Y eso que estos pasos son sencillos! Pero nunca los había visto explicados así. Ilustro con imágenes, dadle a la flechita para ver el proceso:



Ha sido un patrón sencillo de hacer y rápido, dos características que me gustan mucho. Resulta muy satisfactorio que una prenda tome forma rápida y que las tallas cuadren tan bien. Como os expliqué con el patrón Birmingham, en las instrucciones te explican como adaptar varias tallas en una misma para conseguir el mejor ajuste al bebé.


La única dificultad que he encontrado ha sido casar la falda y la parte inferior del peto con el forro. En la espalda, al haber colocado el canal del elástico primero, me había quedado poco espacio para coser a los inferiores. Así que he optado por eliminar la costura de abajo.


No sé si para vosotros será un fastidio coser con tela fruncida con elástico, yo cuando aprendí desarrollé un truco para que no supusiera un problema y hasta ahora sigo con él. Os cuento; se cose el elástico sólo a un lateral y se deja colado en su canal con el imperdible puesto. No se cose al otro lateral y se avanza con la costura del superior al inferior. Se cose completamente excepto por un hueco por el que saldrá el imperdible. Se cose al otro lateral que quedaba antes de cerrar el hueco que habíamos dejado y después se cierra. ¡Y chimpúm! Nos hemos evitado el tener que ir repartiendo la tela. Foto:




Para hacer este peto o ranita utilicé la doble gasa con topitos dorados de Slow Taller. Requiere cierta experiencia para coserse bien, aunque clasificaría el nivel de dificultad de este patrón como sencillo, apto para principiante. Estoy muy contenta con el resultado, me parece precioso, ¡y a mi sobrina (6 meses) le queda como un guante!





¡Ahora llega lo bueno! Durante una semana (hasta las 24:00 del miércoles 19) tendréis el patrón Baby Amsterdam a un -20% de descuento con el código ALIXTEAAMSTERDAM, ¡un chollo, no lo dudéis!